La vida no siempre sale como uno la imaginaba

La vida no siempre sale como uno la imaginaba. Cuando era jovencita e imaginaba mi vida de adulta, me veía con 30 años con trabajo estable, casada y con uno o dos hijos. La vida fue pasando demasiado rápido y al final me encontré con que a los 30 años estaba soltera, en el paro y sin hijos. La vida resultó ir por otro camino de como yo lo había imaginado.

Continue reading La vida no siempre sale como uno la imaginaba

Si te gusta, ¡Comparte!
0